foto hg

foto hg

Seguidores

martes, 21 de octubre de 2014

PASTEL DE MELOCOTON, FRAMBUESA Y RICOTA CON CRUMBLE DE ALMENDRA


Este pastel es muy sencillo, se prepara en un momento. Lleva fruta y queso por lo que queda muy jugoso y como complemento una crumble que le viene perfecta a cualquier fruta, especialmente a aquellas que le pueden proporcionar un sabor ligeramente ácido.
Un pastel muy gustoso que os animo a probar.



Que he utilizado:

100 gr. de harina de repostería
2 gr. de levadura química
50 gr. de almendras trituradas (o harina de almendra)
90 gr. de azúcar
75 gr. de mantequilla
1 huevo
1 cucharadita de esencia de vainilla
una pizca de sal
2 melocotones
75 gr. de frambuesas
125 gr. de queso ricotta (o requesón)
125 gr. de yogur cremoso (tipo griego)
azúcar glas para para el acabado final

Como lo he hecho: 

He preparado un molde desmoldable redondo de 17-18 cm. cubriendo la base con papel de horno y engrasando y enharinando las paredes. He reservado.
He pelado y cortado los melocotones en trozos mas o menos del mismo tamaño que las frambuesas y he mezclado ambas frutas en un bol.
En otro bol he juntado la harina, la harina de almendra, el azúcar, la levadura, pizca de sal, la esencia de vainilla y la mantequilla fría cortada en trocitos. He mezclado con la mano hasta obtener una masa arenosa, he separado unos 100 gr. de esta masa y la he metido en la nevera. Al resto le he añadido el huevo y el yogur y he batido con un batidor hasta integrar los ingredientes. He vertido la mitad de la masa en el molde que había preparado, encima he repartido la mitad de las frutas, encima de estas he repartido el queso desmenuzado, he vertido el resto de la masa sobre el queso, el resto de las frutas sobre la masa y por ultimo he desmenuzado por encima la masa que tenia reservada en la nevera. He horneado a 180ºC con calor arriba y abajo durante unos 45-50 minutos, hasta que se ha dorado la superficie y al introducir un palillo en el centro del pastel este sale seco (al llevar frutas puede ser que el palillo no salga completamente limpio, por lo que comprobar por varias zonas que la masa esta totalmente cocida y si hay que dejarlo mas tiempo y la crumble esta muy dorada, cubrir la superficie con papel de aluminio para que no se queme).
He retirado del horno y he dejado reposar durante 15 minutos. He desmoldado y he dejado enfriar completamente sobre una rejilla.
Para decorar le he puesto un poco de azúcar glas por encima con la ayuda de un colador.

Y este es el resultado: 


Riquísimo...